Los peores países del mundo para ser gay.

 

por Ariel Adrián Espejo

 

En los últimos días nos hemos visto conmocionados nuevamente por las atrocidades cometidas por el grupo terrorista Estado Islámico. En esta oportunidad, el grupo  jihadista lanzó al vacío a al menos dos hombres acusados de ser homosexuales. De acuerdo al diario británico The Independent, una muchedumbre se acercó a ver el perverso espectáculo.

Si bien en los últimos años, el avance de los derechos del colectivo LGTTB se ha afianzado fuertemente, principalmente en Occidente, logrando que los Estados reconozcan el derecho al matrimonio igualitario, lo cierto es que en gran parte de las naciones del mundo las minorías sexuales no son solo discriminadas, sino también perseguidas y penalizadas. Las personas del colectivo LGTTB enfrentan desde prisión hasta la pena de muerte.

De acuerdo a la International Lesbian, Gay, Bisexual, Trans and Intersex Association (ILGA) la homosexualidad es ilegal en 79 países. De los cuales en 7, la pena es la muerte. Estos países son Irán, Arabia Saudita, Yemen, Sudan, Nigeria, Mauritania y Somalia.

Si bien, estos países son considerados los peores en cuestión de proteger los Derechos Humanos a las personas del colectivo Gay, en otras naciones la condición no es mucho mejor. Un claro ejemplo es Rusia. El año pasado, ese país llenó los titulares de Occidente no solo por la realización de la costosa competencia olímpica realizada en Sochi, sino por la legislación aprobada por la Dieta de ese país a instancia del todopoderoso Putin en contra de “promover” la homosexualidad. La legislación dio un marco propicio a acrecentar la homofobia en la sociedad rusa haciendo cada vez más imposible la vida las minorías sexuales en ese país. En clima que generó la legislación fue tal, que muchas personas abiertamente gays fueron atacados y hasta asesinados por pandillas urbanas. Aunque el asesinato a personas gay/lesbiana/transgénero es un crimen en la Rusia de Putin, no hay duda que el marco de la ley contribuyó a que estos episodios fueran más frecuentes. La homofobia en Rusia es tal, que en Octubre último el parlamento estuvo a punto de aprobar una ley que posibilitaba a las fuerzas policiales locales a secuestras a los hijos de personas homosexuales. De acuerdo al proyecto de ley este accionar se justificaba por el “bienestar de los menores”.

La India es otro país en que ser Gay se ha convertido realmente un infierno. El país de más de 1.100 millones de habitantes se autoproclama como “la mayor Democracia del mundo”. Pero los valores democráticos para el colectivo gay en India están lejos de ser una realidad cotidiana. La homosexualidad es una ofensa criminal bajo la sección 377 del Código Penal Indio que data de 1860, época del Raj Británico. En 2009 el Tribunal Superior de Nueva Delhi declaró inconstitucional la sección 377 del Código Penal. Pero en 2013, la Corte Suprema de la India anuló la sentencia del Tribunal de Nueva Delhi, reinstaurando la ilegalidad de la homosexualidad. Hoy, cualquier persona que es encontrada besando o teniendo relaciones sexuales con una persona de su mismo sexo, enfrenta hasta 10 años de prisión. La homofobia en la sociedad india no ha impedido que proliferen organizaciones que luchan por los derechos de las personas gays, lesbianas, bisexuales, transgénero y travesti. De hecho, la India es hoy la nación con mayor cantidad de organizaciones de este tipo en Asia. Bollywood (como se denomina al popular cine indio) ha tocado varias veces el tema de la homosexualidad, y muchos de sus más famosos y populares actores y actrices son abiertamente  gay, desafiando la ley. La industria del cine indio es una de las grandes promotoras en erradicar la homofobia en esa sociedad, desafiando la censura por parte del Estado. Películas como Dostana, Kal Ho Na Ho, ‘My Brother Nikhil, I Am o Dunno Y… Na Jaane Kyon han recibido no solo el reconocimiento del público, sino también de la prensa y la comunidad internacional.

Siguiendo en Asia, el híper desarrollado ciudad-estado de Singapur merece una mención especial. En este centro financiero internacional y ex colonia británica, desde 2007 es perfectamente legal que dos mujeres tengan relaciones sexuales. En cambio el colectivo gay masculino puede enfrentar hasta dos años de prisión. Es verdad que le ley raramente se aplica, y que la aceptación de la homosexualidad masculina está ganando terreno en la sociedad. Pero el Gobierno de Singapur sigue aplicando multas a los medios de comunicación que muestren personas del colectivo LGTTB. Esto significa que muchas veces entrevistar a, por ejemplo, estrellas de Hollywood abiertamente gay, le significaría para ese medio enfrentarse a severas multas por parte del Estado. Singapur no está entre los peores países del mundo con respecto a los derechos del colectivo gay, pero es claro que esta situación particular merece una mención.

Jamaica siempre nos evoca al paraíso caribeño. Pero nada tiene de paraíso para las personas gays. En ese país, toda persona que se le “acuse” de haber tenido sexo con personas de su mismo sexo puede afrontar hasta 10 años de prisión. A los años de prisión, los homosexuales jamaiquinos son sometidos a torturas por parte de la policía. La homofobia esta tan arraigada que es común que turbas de personas ataquen a gays en la calle, con machetes, los prenda fuego, destruyan su propiedad, entre otros ataques. Jamaica es una verdadera pesadilla viviente para el colectivo LGTTB. Lo irónico de este país caribeño es que el Jefe de Estado de Jamaica es la Reina Elizabeth II del Reino Unido, que en su calidad de monarca de otros 15 reinos, ha dado el “Consentimiento Real” para la legalización del matrimonio igualitario en Canadá, Australia, Nueva Zelanda y la propia Gran Bretaña. En este último país, la Reina promulgó la ley de matrimonio gay la misma mañana que el proyecto llego a su escritorio desde el Parlamento.

En África, con algunas excepciones notables como Sudáfrica, el continente en general desaprueba la homosexualidad de forma violenta. En Uganda este odio hacia los homosexuales fue abono para las leyes anti-gays más duras del mundo. Los gays enfrentan desde 14 años a cadena perpetuas en condiciones infrahumanas. En este país es normal que en los periódicos se publiquen los nombres y dirección de personas homosexuales incitando a la población al linchamiento.

Uganda no es el país más homofóbico de la Tierra. Ese honor lo ostenta la también africana Nigeria.  De acuerdo al Centro Pew, el 98 % de los nigerianos rechazan a la homosexualidad. Este odio visceral se manifiesta en una forma particularmente horrible en las regiones del norte del país, que operan bajo la ley islámica. Allí la homosexualidad se castiga con la muerte.

El Norte de Chipre es otra región del mundo que merece una mención especial. Técnicamente es parte de la Unión Europea, pero bajo ocupación turca. Este limbo que se encuentra la región hace que sea el único lugar de la Unión Europea en que la homofobia se ejerce desde el Estado. De acuerdo al artículo 171 del Código Penal Chipriota, es totalmente ilegal y punible de hasta 5 años de prisión a toda aquella persona que comenta “actos homosexuales”. En 2012 el país fue sacudido por una ola de arrestos contra personas LGTTB. Lo más curioso de esta situación, es que en Turquía, país que ocupa de facto el Norte de Chipre, la homosexualidad esta despenalizada.

Si bien la homosexualidad esta despenalizada en Turquía, el país que es puente entre Oriente y Occidente y desea por todos los medios ingresar a formar parte de la Unión Europea es una nación predominantemente conservadora, donde la moralidad se basa (aunque no exclusivamente) en las creencias y valores del Islam. Pero Turquía tiene una larga historia de secularismo, tolerancia religiosa y concepto libertarios que hacen, por ejemplo de Estambul, la “Capital Gay” del Mundo Musulmán. La marcha del Orgullo Gay en Estambul es las más importante y concurrida del todo el Mundo Islámico. Hay sitios peores en el mundo para ser gay que en Turquía, pero lamentablemente este país ha sido testigo últimamente de un retroceso con respecto a los derechos de colectivo gay. Amnistía Internacional ha informado que la homofobia es frecuente en todos los niveles de la sociedad. De acuerdo con un estudio de Centro Pew de 2013, solo el 7% de los turcos considera que la homosexualidad tiene que ser aceptada. Organizaciones que luchan por los derechos LGTTB ha denunciado en los últimos años el aumento de homicidios de personas homosexuales perpetuados por familiares por causa de “Honor”. Con frecuencia los agentes de policía y las autoridades judiciales son reacios a proseguir las investigaciones por estos crímenes, a pesar que las leyes turcas condenan estos actos. Se ha denunciado también que es frecuente el asesinato de mujeres trans descuartizando el cuerpo.

Turquía es un país que pretende ingresar a formar parte de la Unión Europea. La protección de los derechos del colectivo LGTTBI es un pilar importante para formar parte del Club Europeo. Es por eso, que las Elite gobernantes turcas tratan de combatir, dentro de sus posibilidades la homofobia en la sociedad. En 2011, la Asamblea General de Naciones Unidas, a instancias del Consejo delas Naciones Unidas de Derechos Humanos, promovió una declaración a favor de los derechos LGTTB. Mientras casi todos los países musulmanes votaron en contra de dicha declaración, Turquía fue casi la única que se abstuvo. La votación en la Asamblea General visualizó las posiciones totalmente opuesta entre el mundo judeo-cristiano y el Islam con respecto a los Derechos Humanos. Todos los países en donde los cristianos son mayoría o es la religión oficial, junto con Israel, votaron a favor.

El Mundo Islámico es tal vez, el peor sitio del mundo para las minorías sexuales. En Afganistán, Brunei, Irán, Mauritania, Nigeria, Arabia Saudita, Sudan y Yemen, la homosexualidad es castigada con la muerte. Las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo son “legales” en 22 naciones musulmanas: Abjasia, Albania, Azerbaiyán. Bahréin, Bosnia y Herzegovina, Burkina Faso, Chad, Djibouti, Guinea, Irak, Costa de Marfil, Jordania, Kirguistán, Kosovo,  Kazajistán, Mali, Níger, Tayikistán, Turquía, Indonesia y la Rivera Occidental (Estado de Palestina). Pero esta legalidad, no necesariamente significa que los derechos de las personas gay-lésbicas sean respetados. Todas estas naciones votaron en contra de la resolución de las Naciones Unidas de 2011. Los crímenes contra homosexuales, principalmente los llamados de” honor” por parte de familiares, son comunes.

Es paradójico notar, que en la Edad de Oro de la civilización Islámica (que coincide con el medievo Occidental), la homosexualidad era relativamente tolerado como parte del refinamiento social, al contrario de la Europa Cristiana de aquellos tiempos. Abū Nuwās uno de los más grandes poetas clásicos árabes era abiertamente homosexual. Y en la mundialmente famosa Mil y una Noches, abunda en referencias al amor homosexual.

En ningún otro lugar se puede, tal vez, ver las contradicciones de dos visiones del mundo con respecto a los derechos gays como en Palestina. En los territorios bajo gobierno de la Autoridad Palestina, la homosexualidad es legal. Pero las autoridades persiguen a los homosexuales, los arrestan y les practican cantidades de torturas y vejaciones.  Para las familias palestinas, tener un hijo gay es una mancha a su “honor”. Amnistía Internacional y organizaciones de derechos LGTTB han denunciado las prácticas comunes de homicidio de gays perpetuado por sus propios familiares.  La esperanza de toda persona homosexual es Israel. No hay dudas que Israel es el faro de libertad y democracia en todo Oriente Medio. Y no es la excepción para todas las personas del colectivo LGTTB. Tel Aviv es una de las capitales Gays del mundo. Pero esa libertad que disfrutan los gays, trasn, bisexuales y lesbianas israelíes no las disfrutan los refugiados gays palestinos en Israel por igual. La mayoría de los palestinos en Israel están viviendo de manera “ilegal”. Esta situación de irregularidad genera que los gays palestinos tengan inestabilidad laboral, o se vean obligados a dedicarse a la prostitución. Muchos de estos palestinos son utilizados por el Servicio de Inteligencia Israelí para que brinden información de conocidos en los territorios palestinos que estén conectados a grupos terroristas como Hamas, a cambio de la residencia legal en Israel. Esta situación solo ha empeorado la situación de los gays palestinos. Las autoridades palestinas acusan a los homosexuales de ser “colaboracionistas israelíes”.

A pesar de toda esta realidad, para los gays palestinos Israel es el “paraíso” comparado con los Territorios. De acuerdo con la Organización LGTTB israelí Aguda, solo en Tel Aviv hay residiendo 2.000 palestinos gays. El colectivo LGTTB israelí trabaja intensamente junto con los homosexuales palestinos para que el gobierno israelí legalice la figura política de “refugiado gay palestino”.

Por último, de acuerdo a IGLA, el peor país para una persona del colectivo LGTTBI es Irán. Allí los gays son azotados, torturados, abusados, e incluso ejecutados con una regularidad sorprendente. Gracias a una ley de 1987 que legalizó el cambio de sexo (paradójicamente), los padres de hijos homosexuales los obligan a someterse a un tratamiento hormonal no deseado, la castración química, y la cirugía de reasignación sexual para evitar ser asesinado por el régimen. Las detenciones en masa para algo tan simple como ir a una fiesta de cumpleaños son comunes. La pena por ser homosexual en Irán es la muerte. Todos recuerdan las palabras del expresidente iraní Mahmud Ahmadineyad asegurar que el “fenómeno de la homosexualidad no existe en Irán”.

Ejecuciones de gays en Irán.

Los derechos de Gays, Lesbianas, personas Trasn, Travestis, Bisexuales y Transgénero son también parte esencial de los derechos humanos. Lamentablemente esa ansiada igualdad solo se ve principalmente en Occidente. La violación de los Derechos Humanos es un común dominador en este mundo. Principalmente a personas del Colectivo LGTTB. Algo debería cambiar. Los Derechos humanos, son de todos.


Autor: Ariel Adrián Espejo

Estudiante de la Carrera de Ciencia Política en la Universidad de Buenos Aires. Realizó varios seminarios y cursos referentes a las Relaciones Internacionales.  Seminario Transiciones y polaridad: La Política Exterior Norteamericana en la Post Guerra Fría (Asociación para las Naciones Unidas de la República Argentina). Contribuyó en sitios como artepolitica, y fue co-fundador del Grupo Libertate. Ha publicado en la revista Reconciliando Mundos.  Apasionado en las Relaciones Internacionales, se considera en realidad un “outsider” en la Ciencia Política. 

email: espejoariel@yahoo.com

 


 

LOS ARTÍCULOS SON RESPONSABILIDAD EXCLUSIVAMENTE DE LOS COLABORADORES DE VOX POLITIKON. NO IMPLICA QUE DICHOS ARTÍCULOS SON PARTE DE LA EDITORIAL DE VOX POLITIKON. VOX POLITIKON ES UNA HERRAMIENTA LIBRE QUE NO INTERFIERE EN LOS ARTÍCULOS DE LOS COLABORADORES. EN NINGÚN CASO ESTE SITIO, SI NO LO ESPECIFICA PRIMERAMENTE, TOMA POSICIÓN DE LAS OPINIONES AQUÍ EXPUESTAS. 

 


 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s