¿Votar o no votar? Acciones Que Nos Dirigen Hacia Una Democracia Plena.

 

por Diego Gámez Lara

 

 

¿Qué hacer ante una planilla llena de candidatos y partidos? ¿De qué manera elegir si siempre es lo mismo? ¿Es válido hacer caso omiso de los comicios y no votar por nadie?

Lo cierto es que es verdad, ya estamos hartos de los malos manejos, de la injusticia, de la impunidad y de la mala economía que nos aqueja y claro, ciertamente la responsabilidad que nos queda como ciudadanos de una “nación democrática” es hacer válido nuestro voto, que nuestra voz se escuche mediante un marcador y una planilla de papel cada 3 o 6 años. En fin.

Hay una gran afluencia de ideas ante las elecciones del próximo 7 de junio en la República Mexicana, en donde estarán en juego las 500 diputaciones de la Cámara baja, nueve gubernaturas, 993 alcaldías, 16 delegados políticos en el DF y 640 diputaciones locales, 387 de mayoría y 253 plurinominales. Después de semanas escuchando horrible publicidad por parte de cada uno de los candidatos, partidos y coaliciones, todo se resume a una acción, a un sólo día, a una sóla pregunta: ¿Por quién vas a votar?

Entre todas las cantidades de posturas y colores, vamos a centrarnos en una dicotomía básica, “votar-no votar”. ¿Votar nos hace mejores ciudadanos? ¿No votar nos convierte en seres apáticos? ¿Será la solución a los problemas del país? Las respuestas son: no, no y no, respectivamente.

Considero que votar no va a cambiar la situación del país, por ahora. No votar tampoco, sin embargo estamos en el camino hacia el desarrollo democrático pleno, que nos puede llevar añísimos; votar es parte de ese proceso.

Hagamos un recuento de datos: a los Estados Unidos de América, le llevó más o menos 200 años llegar a cierta plenitud democrática y aunado a esto una mejora en su sistema político, económico y social. Otro ejemplo es Alemania, le llevó cerca de 500 años llegar a las mejores condiciones, en varios panoramas, como nación, ambos pasando, como ya sabemos, por guerras, depresiones y una cantidad variada de organización interna a lo largo de los años, lo que sigue, señoras y señores, ya es historia. Son dos potencias mundiales, que si bien podemos hacer anotaciones de algunos detalles negativos, en general son plenamente independientes y mueven al mundo en varios aspectos.

¿Qué pasa con México? Con trabajos llegamos a la mitad del tiempo que les tomó a las otras dos naciones consolidarse como lo que son ahora, nuestra democracia está en pañales… Todavía.

Nos puede llevar años, quizá esta generación no pruebe de los frutos de la democracia pura, quizá ni mis nietos, pero cada uno de nosotros, en el contexto que nos toque, somos agentes de cambio. Nos falta avanzar más, caernos más, nuestra nación puede perderse en las circunstancias del tiempo de maneras mucho peores de las que sabemos y hemos vivido, pero junto con eso viene la reestructuración, incluso la reconstrucción de un Estado soberano. Potencial tenemos, lo que pasa es que las condiciones que detonarán ese potencial no se han dado; es un proceso, lento, pero certero.

Volviendo a lo de votar o no votar, mis queridos lectores, amigos, hermanos y colegas, votar forma parte de ese proceso, es una responsabilidad social que tenemos todos al querer un cambio, sin embargo, no votar también forma parte de ese proceso, la desobediencia a las responsabilidades sociales por inconformidad cuentan.

Sin decir que el sufragio es la solución, podemos decir que el voto es una parte fundamental del camino hacia una democracia futura eficiente, es parte de un proceso, es el granito de un todo, pero existen otros granitos que no les convence el método y se pueden llegar a convertir en elementos detractores de la elección popular actual y no en contra de los ciudadanos, sino estando directamente en contra del sistema político que maneja todo y decide todo y no le importa la democracia, le importa la satisfacción personal.

Si conoces a los partidos, a los candidatos y entre ellos está “tu gallo”, adelante, esa es tu convicción y forma parte del camino que tomará el país, pero si eres de los que están seguros de que aquel gallo no va a salir tan gallo, estas en todo el derecho de reservar la acción y evadir la respondabilidad sin que esto signifique que no te interese, porque a eso también se le llama postura.

No te culpo por votar por tal o cuál partido o candidato, mientras estés consciente e informado, adelante; tampoco te culpo por no votar, tantos años viendo que no sirve de mucho es una razón de peso, es el no estar de acuerdo, adelante, no votes, pero de igual manera mantente consciente e informado.

Sea amarillo, azul o tricolor, finalmente los que decidimos somos los ciudadanos, votando o no votando, es igual, de lo único que tienes que estar seguro es de la postura en la que estarás convencido de pertenecer, porque al final también estarás aportando al avance hacia una nación plena en todos los sentidos.

 

firma

 

 

 

 

 

 

 


15

Autor: Diego Gámez Lara

21 años,  Politólogo y Administrador Público en proceso por parte de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Gusta de la opinión profunda a cerca de diversos temas políticos, sociales, económicos en su ámbito nacional, como en el internacional. Forma parte de las filas Partido Revolucionario Institucional (PRI), en México.

Tiene hobbies muy diversos; es ávido lector de cómics, cinéfilo, bibliófilo y melómano.

Liberal y Libre pensador.

Facebook: www.facebook.com/gamezlml

Twitter: @ThePolitician

diego.gamez.lara@gmail.com

 

DESCARGA EL TEXTO

DESCARGA DE TEXTO

¿Votar o no votar? Acciones Que Nos Dirigen Hacia Una Democracia Plena.

 


 

LOS ARTÍCULOS SON RESPONSABILIDAD EXCLUSIVAMENTE DE LOS COLABORADORES DE VOX POLITIKON. NO IMPLICA QUE DICHOS ARTÍCULOS SON PARTE DE LA EDITORIAL DE VOX POLITIKON. VOX POLITIKON ES UNA HERRAMIENTA LIBRE QUE NO INTERFIERE EN LOS ARTÍCULOS DE LOS COLABORADORES. EN NINGÚN CASO ESTE SITIO, SI NO LO ESPECIFICA PRIMERAMENTE, TOMA POSICIÓN DE LAS OPINIONES AQUÍ EXPUESTAS. 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s